Fandigital y Comicdigital emplean cookies para determinadas funcionalidades. Si continúa navegando asume la aceptación de las mismas.
Uncle Sam Comic Digital

critica

I.L

¿Es I.L una diosa, un delirio o un temible espectro de la noche?

REVISTA ESPECIALIZADA EN CÓMIC
"Todos los misterios contienen secretos, pero no todos los secretos contienen misterios." House of Mystery
ID

Uncle Sam

La otra cara del sueño americano

Un artículo de Rodrigo Arizaga Iturralde - Introducido el 03/12/2010
Uncle Sam
Uncle Sam EE.UU. - 1997
Guionista:Steve Darnall, Alex Ross
Dibujante:Alex Ross
Editorial:Planeta - 128 páginas - color Precio:15,95
PUNTUACION
2,5/5
El Tío Sam vaga desorientado por las calles de la moderna norteamerica. Enfrentado a la realidad cotidiana, será testigo de cómo los grandes ideales que representa son manipulados o ignorados por la población a la que van dirigidos. Pero ¿Es el Tío Sam la verdadera encarnación de los EE.UU. o sólo un anciano con problemas mentales?

Ambicioso e inusual son dos palabras que se ajustan perfectamente a este trabajo del siempre espectacular Alex Ross. Acompañado en tareas de guión por Steve Darnall, Ross aparca por un momento sus grandes relatos épicos sobre superhéroes para realizar una lectura crítica de su país en general y de toda su potente iconografía patriótica en particular. Aunque a priori esta miniserie parece inscribirse en la línea de remodelación adulta de personajes clásicos DC para el sello Vertigo (véanse los casos de Blanco Humano, Shade o Jonah Hex), el Tío Sam de esta obra poco tiene que ver con el clásico integrante de los Freedom Fighters. Darnall y Ross abordan aquí al Tío Sam icónico, aquel que simboliza como nación a los estados unidos desde hace más de un siglo para realizar una revisión poco complaciente de aquellos valores que simboliza.

Alternando los vagabundeos del protagonista a través de la actual Norte América mientras todos le toman por un loco, la trama se alterna con numerosos flashbacks ambientados en diferentes épocas de la breve pero intensa historia de los EE.UU. El tomo hiperrealista de Ross se ajusta en cada caso a los diferentes ambientes y épocas con gran detalle. Una cualidad que no se pierde cuando (especialmente en la parte final) comienzan a aparecer elementos fantásticos y/o surrealistas destinados a representar diferentes contenidos ideológicos. El guión por su parte incluye una lectura que no escatima en críticas ni en apuntar las numerosos contradicciones históricas de los EE.UU producida entre los nobles ideales esgrimidos en su fundación y la desigual aplicación de los mismos. El carácter simbólico de la obra y sus personajes es al mismo tiempo la mayor virtud y el mayor defecto de la misma, pues su lectura exige un amplio conocimiento de dicho país (así como de su historia y sistema político) para poder ser disfrutada plenamente.

De esta forma, el lector neófito en estas lides podrá disfrutar de la calidad pictórica de Ross (más Norman Rockwell que nunca) y quizás intuir el tono crítico de la obra (como el enfrentamiento entre el protagonista y su doble maléfico) pero no sabrá captar muchas de las referencias y dobles sentidos vertidos en los diálogos o en los pequeños detalles de las viñetas, quedándose las intenciones de los autores a medio cumplir. Al igual que el tomo contiene un texto sobre los orígenes del personaje como icono patriótico, hubiese sido de agradecer la inclusión de un listado de referencias que permitiese guiarnos en la lectura de manera apropiada. Un cómic muy particular, fruto de uno de los mejores ilustradores del medio pero sólo apto para un sector del público muy reducido.


contactarEdición impresa